María Teresa Fernández Martín.




María Teresa Fernández Martín desapareció en Motril (Granada), el viernes 18 de agosto de 2000. Era alumna del I.E.S. “Francisco Javier de Burgos.” Tenía 18 años y estaba en la Avenida de Andalucía de Motril, en un semáforo a doscientos metros de una parada de autobús en pleno centro de la ciudad, entre el Cerro de la Virgen y la calle Cuevas. Eran las nueve y media de la noche y su padre la acababa de llevar en coche hasta allí –“Hasta luego, papá”-, porque iba a encontrarse con unos amigos para ir hasta el recinto ferial -a unos dos kilómetros de distancia- a ver un concierto de Café Quijano, con ocasión de las fiestas patronales en honor a la Virgen de la Cabeza, en la primera mitad del mes de Agosto. Su padre le ofreció dinero, pero ella ya llevaba 2.000 pesetas de las de entonces y dinero suelto, y le dijo que no le hacía falta más. Mientras esperaba el autobús, envió un mensaje a su novio, que trabajaba en un bar junto a la playa, en el que le decía “Puede que tarde, pero voy. Espérame.

Unas amigas que pasaban por la zona en el coche de su padre dijeron haberla visto sola, sobre las diez menos siete minutos, a unos sesenta metros de la parada. Nunca se la volvería a ver. Porque cuando terminó el concierto de Café Quijano, ella había quedado allí con su hermana, que dio la alarma cuando vio que no acudía a la cita.

Aquel año, la festividad de la Virgen, que se celebra el día 15 con una procesión por las calles de la ciudad, caía en martes, por lo que es posible que las fiestas fueran en la semana del 14 al 20. O bien, de viernes a viernes, del 11 al 18 de agosto. Hoy en día se celebran en el Ferial del Cortijo del Conde, con conciertos, feria, bailes, actuaciones deportivas, castillo piro musical en la playa, Feria de Día en el centro comercial de la ciudad, etc.






María Teresa era delgada, medía 1.70 metros y tenía el cabello rubio y largo. Llevaba un pantalón largo de color burdeos, una camiseta de tirantes azul marino y unas deportivas.

El mismo día que desapareció, escribió una carta a un amigo, en la que le decía “… me lo estoy pasando muy bien en la feria, estoy que alucino, mis padres me han regalado un ordenador con grabadora y todo y además con internet.”

El padre de María declaró: “Mi hija no se ha ido por su voluntad, quisiéramos aferrarnos a esa idea pero la descartamos.”

Y su madre recordaba: “El 18 de agosto terminamos de cenar, la bajé a la feria. Todo estupendo. Quería ser profesora de francés. Estaba haciendo el bachillerato. Montaba a caballo, tenía tres. Tocaba el piano y componía sus propias canciones. Me dio un beso, dijo hasta luego. Y ya no más”.



Sus padres iniciaron una campaña de búsqueda, repartiendo carteles con su fotografía por todas las comunidades autónomas, acompañadas de manifestaciones mensuales para evitar que el caso cayese en el olvido. También contactaron con pescadores y camioneros para que llevasen la imagen de su hija a todos los rincones del país y anunciaron recompensas en páginas web a quien aportara pistas sobre su paradero.

Desde un primer momento, los padres de María Teresa, Antonio y Teresa, descartaron la posibilidad de que su hija se escapara de casa, porque no había razones para ello.

Al parecer, la policía disponía de un número de matrícula de un automóvil al que Tere habría subido. Pero no quisieron dar los datos a la familia.




A fin de mes, el pueblo se concentró en un manifestación de más de dos mil personas cuyo lema era “Queremos que aparezca María Teresa”.”Ayudadnos a encontrarla.”


A mediados de septiembre, mil personas recuerdan en manifestación que van 29 días y la familia solicita el apoyo de todos porque están desesperados. 

A primeros de octubre, más de dos mil quinientos estudiantes salieron a la calle en Motril para pedir la vuelta de María Teresa. Ya son 44 días sin ella y no querían esperar más.

El día 18 de octubre se celebraron un acto en el Instituto de María Teresa y una nueva manifestación. “Tere, el Instituto y tus amigos te esperan.”
Se peinaron algunas zonas de Motril con perros adiestrados.

El Presidente Aznar se solidarizó con la familia, y el Defensor del Pueblo Andaluz comunicó la apertura de expediente para el caso de María Teresa.

Periódicamente se siguieron realizando concentraciones y manifestaciones de recuerdo. Recompensasya.com, aportó 10.000 dólares de recompensa por una pista fiable para localizar a María Teresa.




El 16 de diciembre, trescientas personas se manifiestaron por las calles de Motril, pidiendo más colaboración para encontrarla. Ya habían pasado cuatro meses. El acto terminó con un comunicado en el palacio de justicia, y nadie quiso facilitar una toma de corriente para poder conectar el amplificador.


El año 2001 comenzó con un rastreo en la vega de Motril, realizado por 140 personas (Protección Civil, Unidad de Intervención Policial de Málaga y Granada, Grupos especiales Operativos GEOS, Inspectores Unidad Central de la policía Judicial de Madrid) que, tras cinco horas de rastreo, no encuentran  pistas.

La gran solidaridad de los compañeros de Tere y del pueblo permitió que siguieran realizándose concentraciones y manifestaciones periódicas, ante la pasividad de las autoridades. Todo buenas palabras y ningún resultado.




El 19 de febrero de 2001, el subdelegado del Gobierno en Granada, en presencia del Jefe de la Policía, concedió audiencia a los padres y portavoces de la familia. Se hicieron unas peticiones que el Subdelegado tratará con Moncloa y contestará a la familia personalmente.


El once de marzo de 2001 se realizó un rastreo en la Vega de Motril. Con gran escasez de medios y de personal, lo que fue criticado por la familia. Bienvenido Ortega, el portavoz de la familia, mostró su profunda decepción por el dispositivo habilitado para dicho rastreo. Se esperaba más movimiento de Protección Civil y Policía Nacional.

Nuevos rastreos en la vega y la desembocadura del río Guadalfeo, y nuevos actos, concentraciones y manifestaciones realizadas en los meses y años sucesivos, no condujeron a ningún resultado. Salvo a confirmar la maravillosa solidaridad de los compañeros de la joven y del pueblo de Motril.

En octubre de 2004, el británico Tony Alexander King reconoció, en su declaración ante un Juzgado de Motril (Granada), haber escrito una carta a su ex-mujer, Cecilia Pantoja, en la que afirmaba que “haría pagar” a Robert Graham “por lo que le hizo a Rocío y a la chica de Motril” y ha afirmado que intuye que asesinó a la joven María Teresa Fernández.




El mismo King implicó, en octubre del año siguiente, durante el juicio de Sonia Carabantes, a Robert Graham y a Dolores Vázquez. Habría una conexión directa entre el asesinato de Rocío Wanninkhof (octubre de 1999), la desaparición de Maria Teresa (agosto de 2000) y la muerte de Sonia Carabantes (agosto de 2003). Los padres de María Teresa estudiaron pedir una nueva declaración de King.

Se abrió una nueva línea de investigación, en búsqueda de varias personas de origen inglés que vivían en la provincia de Málaga y que, según King, habrían estado con ellos en esa fecha en Motril.

La Brigada Judicial de la Policía Nacional intentó localizar a una mujer que conducía un vehículo Mitsubishi de color rojo en el que supuestamente se trasladó el cuerpo de María Teresa una vez muerta, para ser posteriormente arrojada a un barranco, que King no supo situar en un mapa, ni tampoco lo supo hacer en una visita posterior que realizó en marzo de 2008, acompañado por policías.




La familia de María Teresa ha ofrecido 42.071 euros (siete millones de pesetas) por una pista fiable. Ya no organizan manifestaciones “porque la psiquiatra a la que acudimos una vez en semana, al ver el estado en que estaba mi mujer, nos lo ha prohibido. Nos dijo que si queríamos hacer algo que ella no fuera, porque podría pasarlo muy mal y finalmente decidimos que este año no habría manifestación.”


El jueves 11 de diciembre de 2008, cuando la madre de María Teresa iba por la calle Virgen del Valle, un callejón estrecho que une la plaza de los Jardinillos y la de las Palmeras, en pleno de centro de Motril, un hombre de unos 40 años se le acercó por la espalda y la golpeó con una especie de puño americano en la espalda, la cogió del cuello y la amenazó con que no siguiera hablando de la desaparición de su hija. Después la tiró contra la pared y huyó. La pobre señora tuvo que ser atendida en un centro médico de la ciudad.

Pero el tiempo ha pasado, más de trece años ya, y Tere sigue sin aparecer. El enésimo fracaso de nuestro sistema policial cuando desaparece un menor o un adolescente. Y la sociedad sigue sin ofrecer la más que contundente respuesta que debería iniciar en vista del vergonzoso espectáculo de ineficiencia de nuestros legisladores, jueces y fuerzas del orden.




—OOO—


Fuentes:


http://yeremi-vargas.blogspot.com/2009/09/m-teresa-fernandez-martin.html

http://yeremi-vargas.blogspot.com/2013/08/m-teresa-fernandez-martin-lleva-13-anos.html


http://www.publico.es/agencias/efe/244521/se-cumplen-nueve-anos-sin-maria-teresa-la-joven-desaparecida-en-motril


http://www.granadaenlared.com/noticias/0410/08141320.htm

http://motrildigital.blogia.com/2010/082002-diez-anos-lleva-desaparecida-maria-teresa-fernandez.php


http://www.diariosur.es/20081204/local/andalucia/king-asegura-graham-mato-200812041949.html

http://www.elmundo.es/elmundo/2009/08/17/andalucia/1250530055.html

http://www.abcdesevilla.es/hemeroteca/historico-17-08-2003/sevilla/Andalucia/tres-a%C3%B1os-sin-noticias-de-maria-teresa-la-chica-desaparecida-en-motril_167557.html


http://noticias.lainformacion.com/daniel-robert-graham/P_TD5csxYIrKyVM6EW0OJfy4/

http://www.granadahoy.com/article/granada/304182/la/madre/maria/teresa/agredida/para/no/siga/hablando/caso.html

http://www.lavozdegalicia.es/hemeroteca/2000/09/23/210484.shtml

http://www.libertaddigital.com/sociedad/tony-king-la-jefa-del-grupo-es-la-puta-de-dolores-vazquez-que-es-la-que-ha-pagado-todo-1276263231/

http://elpais.com/diario/2002/08/25/sociedad/1030226401_850215.html

3 comentarios en “María Teresa Fernández Martín.

  1. Soy de Asturias, del municipio de Tineo, pero desde hace años resido en Madrid, pero todos los años por el verano regresaba a Asturias con toda la familia. Por aquella época que desapareció la joven motrileña María Teresa Fernández yo tenía 11 años, estaba viendo la tele con mi abuela cuando hablaron de este caso, nunca lo olvidaré porque me impactó muchísimo y me dio muchísima pena. Es una tristeza muy grande que ocurran cosas así. Espero que se solucione este caso y el de todos los desaparecidos que hay en España. Ánimo y mi apoyo para la familia de Mari Tere.

  2. Yo soi de granada y me pregunto si por casualidad el padre de mari Teresa etubo en Bilbao de guardia civil me podéis responder por favor

Los comentarios están cerrados.