Andrei Yushchinsky. La opinión del profesor Sikorsky.


El blog de las sombras, siempre en pos de la noticia, ha enviado a Kiev a nuestra corresponsal Trudy Schnacken para informar a nuestros lectores de las últimas noticias sobre el caso Yushchinsky. Trudy consiguió entrevistarse con el Profesor Sikorsky, uno de los expertos que declaró ante el tribunal. Esta es su historia:

Trudy Schnacken.
Kiev.

Visitamos al profesor I.A. Sikorsky en su despacho de la Universidad de Kiev. Es un eminente psiquiatra y profesor emérito, que fue citado por la fiscalía para testificar en el proceso Beilis. Iván Alexeyevitch tiene sesenta y un años. Es un hombre muy conocido y apreciado en la ciudad, y se le considera justo y ecuánime. Su salud no es buena, ya que padece de fuertes ataques de asma, a pesar de lo cual amablemente accedió a recibirnos.

Trudy: ¡Muy buenos días, profesor! ¿Cómo se encuentra usted?

Sikorsky: Tengo algunos achaques, hijita, pero nada que no pueda soportar.

Trudy: Mil gracias por molestarse en atenderme. No quiero entretenerle demasiado, profesor, así que, si le parece, comienzo de inmediato con las preguntas, para terminar cuanto antes.

Sikorsky: Adelante pues.

Trudy: ¿Qué opina del asesinato de Andrei?

Sikorsky: El asesinato de Andrei es especial; distinto de los asesinatos comunes pero similar a otros que se llevan realizando desde la antigüedad. Me refiero a los peculiares asesinatos de niños realizados para extraerles la sangre en vida.

Trudy: ¿Eso es lo único que los distingue de los demás, profesor?

Sikorsky: No, hay otras características secundarias importantes:

  • No existe ningún motivo para la agresión.
  • La edad de los niños asesinados está comprendida entre 6 y 12 años.
  • El rito implica realizar un cierto número de punzadas en el cuerpo y en los vasos sanguíneos, sobre todo en los del cuello.
  • El número de asesinos. Uno se ocupa de realizar el ritual y otros sujetan a la víctima.
  • El tratamiento dispensado al cadáver, que se abandona sin ser enterrado.
  • La época del año. Suele ser en primavera, en marzo o abril.
  • La uniformidad del método, que parece seguir una tradición. Es decir, que los asesinos han aprendido el método contemplando otros crímenes.

Trudy: ¿Quién puede ser capaz de asesinar niños, profesor?

Sikorsky: Sin lugar a dudas, criminales sádicos, pero mentalmente sanos. Los locos no son capaces de aunar esfuerzos siguiendo un plan, ya que cada uno se guía por sus propios delirios y aspiraciones. Tampoco pueden ser pervertidos sexuales, que carecen de motivo para matar, y menos aún para matar de la manera que reveló la autopsia. Un psicópata sexual puede obtener placer del derramamiento de sangre, pero no de matar para recogerla; suele actuar sólo, porque busca una satisfacción personal y es débil de voluntad, mientras que los asesinos de niños tienen gran voluntad y firmeza de ánimo.

Trudy: ¿Quiénes son los responsables de los crímenes similares a los de Andrei?

Sikorsky: Es difícil contestar esa pregunta. Este tipo de crímenes están sumidos en una sutil y extensiva conspiración; la víctima aparece con las señales correspondientes al tipo de lesiones comentadas, pero los asesinos no son descubiertos. Una mano misteriosa actúa entre bambalinas dirigiendo la investigación por un camino erróneo. Las víctimas son siempre niños cristianos, y los lugares, exclusivamente aquellos en los que los cristianos viven en compañía de judíos, lo que hace sospechar que los crímenes son realizados por judíos que forman parte de un entorno sádico-fanático.

Trudy: ¿A qué conspiración se refiere, profesor?

Sikorsky: Estos judíos obstruyen la justicia de tres maneras: primero consiguen dirigir la investigación por un camino erróneo, falsificando o destruyendo documentos y evidencias; luego sobornan a criminales no judíos para que hagan una confesión falsa; por último, desencadenan una tumultuosa campaña de prensa para evitar que el caso llegue a juicio. La obstrucción de la justicia provoca choques entre judíos y no judíos. Estos últimos creen que los crímenes rituales son reales, mientras que los primeros lo niegan, diciendo que es un mito y un prejuicio medieval.

Trudy: ¿Y qué ocurre con la investigación?

Sikorsky: Un niño cristiano se esfuma y luego aparece desangrado. Entonces las sospechas se encaminan contra la familia de la víctima, sus vecinos, amistades o correligionarios. Acusando a otros, los judíos desvían las sospechas que podrían caer sobre ellos. Y si alguien se atreve a acusarlos directamente, de inmediato se desencadena una campaña de prensa en su contra, sea un ciudadano particular, un investigador judicial, un juez o incluso el propio tribunal. La totalidad de los judíos actúan al unísono, de un modo racial, para defender a los sectarios sádicos.

Trudy: Todo eso, profesor, ¿tiene alguna base desde el punto de vista documental?

Sikorsky: Uno de los mejores estudios sobre los asesinatos de niños fue llevado a cabo por Vladimir Dal, un conocido escritor y etnógrafo, que tuvo acceso a documentos oficiales que prueban sin lugar a duda la existencia de este tipo de crímenes. Dal incluye los testimonios de dos eruditos judíos que confirman las prácticas de canibalismo ritual. El libro se llama Zapiska o ritualnykh ubiystvakh (Un estudio sobre los crímenes rituales) y se publicó en 1844, siendo presentado al Emperador Nicolás I. Sin embargo, este trabajo ha sido ignorado por la prensa y no ha llegado al gran público. La plutocracia judía se ha ocupado por todos los medios a su alcance de ocultar los asesinatos y de atacar a quienes quieren divulgarlos. Le recomiendo que se haga con un ejemplar, si es que puede, y que lo estudie en profundidad.

Trudy: Pues… ¡Muchísimas gracias por todo, Iván Alexeyevitch!

Sikorsky: No hay de qué, jovencita. ¿Para qué medio dijo usted que trabajaba?

Trudy: No llegué a decírselo, profesor. Para el Blog de las sombras.

Sikorsky: ¿Y qué diablos es un blog?

Trudy: Sería un poco complicado explicárselo, profesor. Además, no tiene importancia. En Rusia no se nos lee mucho, de todos modos.

Cenefa Separadora

Fuentes:

  1. The jew in the modern world. A documentary story. Paul R. Mendes, Jehuda Reinharz.
  2. The murder of Andrei Yushchinsky. G. G. Zamyslovsky.
  3. Vladimir Ivanovich Dal. Notes about the Ritual Murders: http://antimatrix.org/Convert/Books/Dahl/Ritual_Murders/Dahl_Ritual_Murders_En.html